El video porno de la Teen Mom es el problema más grande de la sociedad moderna

Ya todos saben esta noticia, lo que quiere decir que ya no es una noticia, pero igual. Farrah Abraham apareció por primera vez en MTV como una de las mamás de 16 & Pregnant, un programa horrible que le daba glamour a una realidad difícil, enseñándole a las niñas que estar embarazada a los 16 no es tan malo como todos te dicen y, quién sabe, quizás hasta te de la fama que tanto buscamos hoy en día.
Después apareció en Teen Mom, otro programa horrible que le daba glamour a criar dicha guagua y sacrificar el resto de tu vida. Por dos temporadas. Ya saben a lo que voy.

El punto es que ahora Farrah Abraham hizo una porno para Vivid, una de las empresas de porno más importantes del mundo, junto a James Deen, uno de los actores porno más importantes de la industria. Todo empezó con la excusa de que los dos estaban pololeando y habían hecho un video para disfrutar entre ellos y masturbarse cuando estén lejos, como lo hicieron Paris Hilton y Kim Kardashian. Era mentira por supuesto, nadie filma un video casero con cámaras HD y maquillaje corporal. El tema de la fama vuelve a aparecerse, después de todo, sólo después de sus escenas fue que las chiquillas recién mencionadas empezaron a tener sus propias series.

Eso levanta una pregunta muy importante. Farrah Abraham no era una desconocida antes de hacer esta porno. Llevaba una carrera en MTV, lanzó una autobiografía que se convirtió en Best The proof of identity must exactly match the registered name and surname of the casino account. Seller y hasta un libro de cocina junto a su propia mamá. Estaba modelando, de manera constante. La mayoría de las personas entran al porno por dinero (hasta yo lo intenté y no me quisieron, pero esa es otra historia), y de seguro el millón de dólares que le ofrecieron no hizo daño, pero pareciera que hay otro problema más de fondo: la fama.

Sabemos que la fama es el símbolo de estatus más grande de esta generación, y una vez que se tiene es difícil dejarla ir. Ser famoso se ha convertido en una carrera, y una muy rentable. No hay más que prender la tele para darse cuenta. La fama ya no es una consecuencia de las cosas que haces, sino el objetivo de las cosas que haces. Cualquier famoso puede hacer un video casero y después aprovecharse de él si se va a filtrar al mundo de todas maneras, no hay nada malo en eso. Ni siquiera tiene nada de malo que Farrah quiera tener una carrera de estrella porno ahora, de hecho tiene suficiente talento para empezar. El porno no tiene nada de malo, la misma lógica me suena igual de extraña en cualquier ámbito de las cosas. “Querer ser famos@” y llevar toda tu vida en esa dirección, sin importar cómo ni por qué, es como nacieron los reality shows, y la razón por la que Mark David Chapman mató a John Lennon. Lo malo es que pareciera que, al igual que el dinero, la fama nunca es suficiente.

No es fama para tener dinero, no es fama para que todo el mundo te escuche, es fama por la fama. Y nada te mata la erección como algo que te pone a cuestionarte todo alrededor.

(Les podría el link al video, pero estoy trabajando. Si están en sus casas es muy fácil de encontrar en todo caso, sólo hay que entrar a PornHub y escribir el nombre de la chica. Quizás a ustedes no les moleste).

2 Comments

  1. Uri

    Gran artículo. La fama como objetivo, no como consecuencia, es la razón de por qué la gente sube vídeos de ellos saltando a una piscina de agujas…

  2. Camilo

    Y que hay de malo ? que e suban todos lo vídeos que quieran haciendo estupideces, llamando la atención y haciendo lo que les de la gana!!
    no creo que llamar la atención tenga nada de malo :) )

Deja un comentario